Nutrición Vegetal de Especialidad » Información Técnica » Arroz

Mayores Rendimientos con Fertirrigación de Arroz.

Ver Fertilización en TestigoVer ResultadosVer Conclusiones
Ultrasol® Especial en la fertirrigación de arroz (Oryza sativa L.) en la costa norte del Perú.

El arroz es uno de los alimentos esenciales en la dieta del poblador peruano, cuyo consumo cubre el 20 % de las calorías requeridas diariamente; para ello anualmente se cultivan alrededor de 350,000 Has de arroz en los valles de la costa (44 % del área) y en zonas de selva (56 % del área total). La producción de la zona de costa es obtenida vía riego por gravedad/inundación (entre 15 a 18 mil metros cúbicos/Ha/campaña). Este alto volumen de agua, mas su efecto degradante de suelos, sumado a las condiciones desérticas de la costa y sus limitaciones hídricas, hacen imprescindible explorar nuevas formas de optimizar el uso de agua para dicho cultivo.

SQM VITAS Perú ha participado activamente en un novedoso proyecto de riego por goteo en arroz en la zona de Pacasmayo – La Libertad (700 Km al Norte de la ciudad capital) vía el uso de tres formulaciones especiales según la fenología del cultivo en la zona. Para ello se hizo un trabajo conjunto con la empresa de riego tecnificado Netafim.

Descripción
Entre los meses de Enero a Junio del 2013 se realizó un estudio comparativo de parcelas con riego por gravedad + fertilización manual, versus otras parcelas con riego por goteo + fertirrigación con Ultrasol® Especial. Adicionalmente este esquema fue probado sobre dos variedades de arroz comúnmente sembradas en la zona: “Tinajones” (variedad precoz) e “IR 43” (variedad tardía). El objetivo central del trabajo fue mostrar las ventajas y beneficios de tecnificar el cultivo en comparación con la forma tradicional de trabajar (riegos por inundación, abonamiento manual en altas dosis, etc.).


Variedad Arroz

Tratamiento

Tipo Riego

Caudal Emisor (L/h)

Area (Ha)

Tinajones

Tratamiento 1

Inundación

Ninguno

0,87

Tratamiento 2

Goteo

0,6

0,96

Tratamiento 3

Goteo

1,0

0,12

IR 43

Tratamiento 1

Inundación

Ninguno

1,12

Tratamiento 2

Goteo

0,6

0,95

Tratamiento 3

Goteo

1,0

0,12

Ocultar Fertilización en Testigo
Las parcelas fueron instaladas con un gasto de semilla de 70 Kg/Ha/variedad, y la siembra se llevo a cabo en la modalidad de Siembra Directa a traves del uso de maquinaria, ello con el fin de homogenizar la distribución y número de plantas en el campo. El distanciamiento entre mangueras fue de 0.8m, y entre emisores de 0.4 m (modelo Dripnet PC), sistema con el cual se regaba en promedio 8 horas diarias.

En las parcelas tecnificadas se hizo fertirrigación intensiva durante los tres primeros meses vía el uso de una formulación específica para cada mes. Dadas las características de suelo y las demandas del cultivo en la zona, se decidió hacer una nutrición base de N-P-K más el aporte sustancial de micronutrientes limitantes como el Zinc y Manganeso. En ese sentido se configuró tres tipos de Ultrasol® Especial que contaron en general con: marcado carácter ácido, complemento parcial de micronutrientes quelatizados, y siempre con un mayor porcentaje de Nitrógeno Nítrico. Por otro lado, en los tratamientos Testigo se ejecutó la típica fertilización tradicional de la zona donde los niveles aplicados fueron sustancialmente diferentes de lo inyectado vía fertirriego. En este caso los abonamientos fueron hecho en forma manual en tres momentos del cultivo, y también complementado con aplicaciones seguidas de Urea bajo el formato de “voleo”. A continuación se detalla el resumen de los productos y cantidades utilizadas en cada tratamiento:

Fertilización en Testigo

Meses

Fertilizantes

Cantidad a utilizar (Kg/Ha)

Enero

Fosfato Diamónico

120

Sulfato de Potasio Granulado

150

Urea

200

Sulfato Zinc Heptohidratado

35

Febrero

Sulfato de Amonio Estándar

200

Urea

200

Marzo

Urea

200

Total

1105


N

P2O5

K2O

S

Zn

Mn

340

55

75

79

8

0


Fertirrigación en Tratamiento 2 y 3

Meses

Formulaciones Especiales

Cantidad a utilizar (Kg/Ha)

Enero

Ultrasol® FEP 1 23-9-13-0.3 Zn-0.14 Mn

250

Febrero

Ultrasol® FEP 2 17-8-26-0.6 Zn-0.3 Mn

370

Marzo

Ultrasol® FEP 3 19-0-29-0.6 Zn-0.3 Mn

340

Total

960


N

P2O5

K2O

S

Zn

Mn

200

52

227

0

5

2


Para las respectivas evaluaciones se seleccionó y marcó cuatro lugares en cada tratamiento, cada uno de ellos con una dimensión de 1 m2. En cada tratamiento se pudo hacer mediciones de biometría, análisis foliar, conductancia estomática, así como del rendimiento del cultivo.

Para todos los casos la aplicación mensual de agua fue proporcionalmente similar, siendo muy fuerte en Enero (casi hasta el 50 % del total se aplica en este mes), y desde allí con una disminución gradual hasta el mes de Mayo (en Goteo por ejemplo se aplicó entre 200 a 400 m³/Ha en dicho mes).

En los tratamientos tecnificados se hicieron aplicaciones adicionales de herbicidas a fin de controlar el problema de malezas que usualmente se maneja bajo inundación.
Ocultar Fertilización en Testigo
Ocultar Resultados
En las mediciones de altura de planta se registró siempre un mayor tamaño de planta para el caso del Testigo en ambas variedades, en ese sentido en la etapa de macollamiento la diferencia fue de 10 % más altas en el caso de Tinajones, mientras que en IR 43 fue de 13 % más altas en el tratamiento bajo Inundación. En cuanto a número de macollos por metro cuadrado se encontró que en variedad Tinajones hubo 60 % más macollos en los tratamientos tecnificados que en Testigo, mientras que en variedad IR 43 se encontró 33 % más también en dichos tratamientos. También se determinó que para el tratamiento Testigo de la variedad Tinajones hubo 13 % más de materia seca sobre los tratamientos tecnificados, mientras que en la variedad IR 43 se vio un efecto inverso siendo los tratamientos tecnificados superiores en un 30 % más de materia seca. Durante el ensayo se hizo un análisis foliar en etapa floración (donde se midió por separado macollos, primordios florales, y flor propiamente dicha), y los resultados mostraron en general no diferencias significativas en los contenidos de nutrientes entre los tratamientos para ninguna de las dos variedades. Salvo en el caso del Manganeso y Boro, si se observó una diferencia significativa favorable en los Testigos de ambas variedades en lo referente a órganos florales. Las mediciones de conductancia estomática hechas durante el día (en número de 6) no mostraron diferencias significativas entre los tratamientos evaluados para ninguna de las dos variedades.

Durante el ensayo se hizo un análisis foliar en la etapa floración (donde se midió por separado macollos, primordios florales, y flor propiamente dicha), y los resultados en general no mostraron diferencias significativas en los contenidos de nutrientes entre los tratamientos para de las dos variedades.

Arroz Variedad Tinajones

Tratamientos

Gastos Agua (m³)

Rendimiento (Kg/Ha)

Productividad (Kg/m³ agua)

T1

200.000

8.411

0,42

T2

10.050

8.878

0,88

T3

14.750

9.831

0,67


Arroz Variedad IR 43

Tratamientos

Gastos Agua (m³)

Rendimiento (Kg/Ha)

Productividad (Kg/m³ agua)

T1

200.000

8.923

0,45

T2

10.050

7.601

0,76

T3

14.750

8.888

0,60

Ocultar Resultados
Ocultar Conclusiones
  • Es factible cultivar el arroz bajo riego por goteo y además alcanzar valores superiores a los obtenidos bajo riego por inundación.
  • Con rendimientos menores, los gastos de agua en arroz bajo riego por inundación son 36 % superiores a los consumidos bajo riego por goteo, pudiendo llegar incluso a ser 50 % más en algunos casos sin que haya un beneficio adicional.
  • En la variedad Tinajones se alcanzó un 17 % más de rendimiento con el emisor de 1 L/h sobre el tratamiento Testigo. Sin embargo el uso más óptimo del agua se logró en el tratamiento 2 (emisor 0.6 L/h) con una productividad de 0.88 Kg/m³.
  • En la variedad IR 43 el mayor rendimiento se alcanzó en el Testigo con 8923 Kg/Ha, pero no hubo diferencias significativas con el T3 que obtuvo solo 35 Kg/ha menos. En esta variedad se encontró que la mayor productividad por metro cubico de agua se dio en el T2 (gotero de 0.6 L/h) con un valor de 0.76.
  • Si bien las dosis, y las formas de fertilizar fueron diferentes, se ha encontrado que es factible manejar niveles muy diferentes a los tradicionales sin que ello afecte sustancialmente el rendimiento.
  • Definitivamente el tema riego es una variable a ajustar para determinar la forma más idónea de fertirrigar el campo. Es prematuro aun diferenciar en que caso hubo un efecto determinante por el volumen de riego o por los nutrientes aplicados.
  • El ensayo se planea repetir con los ajustes necesarios en riego y nutrición para la campaña 2015. No se continuó el 2014 por falta de fluido eléctrico en la zona.
  • Pese a las variables observadas, este ensayo sienta un precedente notable en cuanto a nuevas posibilidades de cultivar el arroz bajo nuestras condiciones desérticas.



Ocultar Conclusiones